Captura de pantalla 2018-11-10 a la(s) 12.33.02 a.m.

Allá por los finales de los años 90 y comienzo de nuevo milenio, en Caracas Venezuela comenzaba un movimiento de música electrónica muy fuerte, dado por el auge de las rave parties miles de jóvenes incursionaron en esta tendencia, este movimiento unifico a muchos gremios distintos de la música y atrajo así a personas todas con diferentes perfiles, fue un momento épico en Venezuela.

Las raves eran gigantes, pero te podías sentir parte de algo, no importaba si te gustaba mas el house, techno, Psy-trance o el Ambient, todo se escuchaba en el mismo lugar, todo se escuchaba en la misma noche y era buenísimo, pero hubo un genero que se destaco en Caracas y en el resto de Venezuela … Acid Techno (Chris liberator, Dave the Drummer, Geezer), djs que llegaron directamente con esta música desde Hackney que siempre ha estado muy under pero que en Venezuela era casi algo común, a estos se le unieron djs nacionales como Oddo, Chino, … esta música donde no solo se usaba la TB 303 de Roland sino que también tiene una linea de bajo y un bombo rápido, pesado, rebelde, punky, un claro estado mental alterado, pero aún así un sentimiento melancólico y nostálgico.

Yo contaba con 16 años pero sin duda alguna esta música marco mi vida hasta hoy en día. Ver a la gente unida bailando al ritmo de un beat, gente compartiendo, gente de diferentes clases sociales bailando juntas sin algún problema dejo algo muy positivo dentro de mi, tanto fue la influencia que desde esa edad empece hacer mis primeros patrones rítmicos con juego de Playstation 1.

 

Desde pequeño hasta hoy en día me gusta mucho el rock escucho Stone temple pilots, REM, Sublime, Nirvana, Smashing Pumpkins, Cranberries, 311, Beastie Boys, Butthole surfers, rock clásico Frank Zappa, Harry Nielsen, rock latino como Molotov, Plastilina Mosh, también HipHop Cypress hill, Snoop dog etc podría hablar todo el día de bandas y géneros, pero creo que mis primeras influencias de música electrónica fue en el año 97-98 desde Prodigy, también me gustaba Apollo 440 pero no sabia que era, yo lo veía como una forma de rock, hasta que a final del año 99 comencé a escuchar Chemical Brothers y Underworld con una visión un poco mas clara pero aún inocente de lo que es la música electrónica.

Por mi parte ya un poco mayor comencé realmente a producir o mejor dicho a hacer ruido, Reason 3 ese software fue casi un milagro todas sus funciones, características, efectos todo era una maravilla, recuerdo pasar horas y horas tocando perillas, pulsando botones, automatizando faders, haciendo patrones etc etc, siempre tratando de emular los bajos y los sonidos de aquella música que nunca dejo mi mente en paz.

Captura de pantalla 2018-11-10 a la(s) 12.33.14 a.m.

Con el pasar del tiempo iba conociendo mas y mas sobre el software y también profundizaba en la música, escuchaba de todo desde Pink floyd hasta Punk floyd, desde New Order hasta Peter Tosh, rock, punk, reggae, dub, y claro mientras mas viejo uno se va haciendo mas curioso. Mi amor por la música es tal que decidí estudiar producción musical donde por supuesto profundice conocimientos de Audio Digital, Análogo y con mucho optimismo teoría musical.

 

Todo esto me hizo mucho más maduro a la hora de producir, poco a poco fui balanceando más los sonidos, conocía sobre armonía así que todo se hizo más emocionante aún de lo que ya era. Con el pasar del tiempo, debido a cosas que pasaban en mi vida trate de aislarme de la sociedad, trate de estar realmente solo de perderme dentro de mis pensamientos, no creo que solamente la situación política tenga la culpa había algo en mi que me pedía estar en auto-aislamiento pasaba horas y hasta días encerrado, escuchando y creando, comencé a profundizar en síntesis tratando de crear mi propio sonido, mi propio ruido, empiezo a usar Ableton Live y Logic, esto a su vez que escuchaba nueva música como M83, Fever ray, White Lies, etc sin dejar de escuchar techno o Drum and bass, fue en este momento donde re-descubrí el techno y el electro de Detroit, el Dub-house de principios de los 90 The Orb … , mientras otra parte de mi llego a ser amante de Ariel Pink así sería o es mi variedad musical, no me enfrasco. Para nadie es una sorpresa que la situación de Venezuela esta mal y para no caer en relatos políticos-sociales voy a omitir esta parte y pasar directo a Bogotá.

 

 

Apenas llegué a Bogotá sentí la diferencia mi país se esta quedando muy atrás con respecto a todo pero estoy hablando de música así que hablare solo de esto, lo primero que conseguí es una variedad de propuestas de todo tipo Bogotá tiene hasta bares de post punk, wow , la ciudad es muy gris y fría obvio esto no quiere decir que no hay propuestas tropicales, hay para todos de todo un poco, y específicamente la movida electrónica en Bogotá es gigante desde el “progressive House” mas comercial hasta lo mas duro del drum and bass y el hardcore pasando por el Noise y el industrial esta ciudad tiene mucho que ofrecer y seguirá creciendo creo yo sin limite alguno, cada fin de semana llega cualquier dj de tendencia europeo, creo que a veces puede que sea sobrevalorado el talento extranjero sobre el talento local pero lo que abunda en Bogotá es gente con mucho ingenio y mejor aún con ganas de hacer las cosas.

45612408_660403617694018_1003864269462175744_n

Por mi parte ser productor ya con experiencia ha hecho que se me abran puertas, aunque las diferencias culturales entre Venezuela y Colombia son pocas hay que entender como se manifiesta la movida, aquí en Bogotá hay mucha gente tratando de hacerse notar, hay mucha competencia pero como hay muchos diferentes estilos y tendencias creo que hay oportunidades para todos, personalmente no quiero ser DJ quiero seguir yendo por el formato de Live act sin computador, aunque por supuesto para producciones: grabar, editar, mezclar, exportar es necesario tener un pc, también me interesa crear conexiones musicales gente con quién pueda hacer música. Para terminar, hoy en día escucho de todo desde jazz, música latina, reggeton, y todo lo que mencione anteriormente, por supuesto Techno, House y Electro son pan de cada día. En este momento estoy enfocado en lograr una música extraña, futurista y melancólica, que también sea fácil de escuchar y digerir con un bpm amable y una vibra positiva.